Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. 

2020 ABRIL - "Semana Santa interior" - Carta a los PAPONES

            Queridos diocesanos y fieles “papones”: “Paz a vosotros”.

            Recibid, juntamente con vuestras familias y personas más cercanas, el saludo que el Resucitado dirigió y repitió a sus discípulos reunidos “en una casa con las puertas cerradas por miedo”  (Jn 20,19) y que, desde entonces, resuena en la Misa y en otras celebraciones evocando la presencia del Señor: “Paz a vosotros”.

            Este año, debido a la penosa circunstancia que estamos viviendo, vamos a celebrar una Semana Santa muy diferente de la que conocemos de otros años. Se han suprimido todos los actos propios de esos días. Si se celebra alguno en las iglesias, ha de ser “a puerta cerrada” y con muy pocas personas, separadas entre sí. Es una medida excepcional que ha de ser observada como pide la emergencia que la ha ocasionado.

        Obediencia, respeto, solidaridad, han sido algunas de las actitudes que se han manifestado ya en estos días. Como pastor diocesano considero un deber elogiar esta respuesta que denota un elevado grado de madurez social e incluso religiosa que merece reconocimiento. Esas actitudes se han de verificar también en el ámbito de las cofradías y hermandades de Semana Santa. Soy consciente de los sentimientos de resignación e incluso de dolor, que está causando ya la sola perspectiva de las jornadas que nos esperan. Sin embargo, todos sabemos que la verdadera procesión “va por dentro” como suele decirse. Y esta puede ser más auténtica y valiosa que la puramente externa.

         En este sentido permitidme invitaros a no ceder al desánimo ni a la frustración. Aunque nos mantengamos en nuestros hogares y espacios más personales, siempre es posible evocar de muchos modos aquello que amamos y  que forma parte de nuestra vida y de la de nuestras familias y amigos. Pero no para ceder a la tentación de la nostalgia sino para evocar y actualizar vivencias, encontrarnos a nosotros mismos y acercarnos a los demás. 

            Centrándome tan solo en la dimensión espiritual de esta experiencia, aunque nos veamos privados estos días de unas manifestaciones religiosas tan arraigadas entre nosotros, cabe pensar que lo que sucede este año no es en modo alguno ajeno al significado del misterio de la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesucristo. Al echar en falta esas manifestaciones, es posible que caigamos en la cuenta de la importancia que tienen no solo como un verdadero testimonio de los valores de la fe y de la cultura de nuestro pueblo sino, ante todo, de lección y de estímulo para el amor y el perdón cristianos. En este sentido permitidme invitaros a vivir y a ayudar a que se vivan los próximos como una auténtica “Semana Santa interior”.

       Me estoy refiriendo, ante todo, a los aspectos religiosos de las manifestaciones más llamativas de la Semana Santa que son, sin duda, las procesiones. Al no poder realizarse estas y al tenerse que celebrar los actos litúrgicos a puerta cerrada en interior de las iglesias, intensifiquemos la vivencia cristiana personal y familiar de todo lo que es y representa la Semana Mayor del calendario cristiano. Permitidme invitaros a seguir este consejo de san Pablo: “Tened entre vosotros los sentimientos propios de Cristo Jesús. El cual, siendo de condición divina, no retuvo ávidamente el ser igual a Dios; al contrario, se despojó de sí mismo tomando la condición de esclavo… hecho obediente hasta la muerte, y una muerte de cruz” (Fil 2,5-8). Feliz y santa Pascua de Resurrección.

Con mi saludo y afecto:

+Julián, Obispo de León

Diócesis de León - Plaza de Regla, 7 - 24003 León (España)
Telf: 987 21 96 80 - Fax Secret.: 987 26 06 65

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. // administracionEsta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.