Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. 

2018 Marzo - EL MUSEO DE LA SEMANA SANTA DE LEÓN

(Saludo a las Cofradías de Semana Santa)[1]

            Todos los que apreciamos la Semana Santa de León tenemos un motivo que compartir. Me refiero al Museo Diocesano y de Semana Santa cuyas obras están ya en marcha. Por este motivo ofrezco unas consideraciones acerca del significado y alcance de una obra que quiere ser de todos los leoneses y de sus instituciones.  

        Como todo el mundo sabe, los museos no deben ser unos depósitos para guardar objetos sino lugares donde se custodie diligentemente todo aquello que tenga interés humano, histórico, artístico, cultural, etc., y se muestre para conocimiento, deleite y provecho de todos. Los museos de Semana Santa tienen, además, algunas peculiaridades exigidas por lo que exhiben. No pueden ser una simple exposición de carácter antropológico cultural sino que han de tener la impronta de lo que es y representa en la vida de las personas, de los grupos sociales y de todo un pueblo esa manifestación de fe y de religiosidad cristiana que es la Semana Mayor del calendario. Hace falta una idea clara de fondo y de su mensaje.

En este sentido conviene ir estudiando, en primer lugar, qué se va a mostrar en los diferentes espacios que integren el museo, de qué modo se va a colocar y qué entorno debe tener. No tienen las mismas exigencias, por ejemplo, los grupos escultóricos o los pasos procesionales que las imágenes aisladas, especialmente de Jesucristo, de la Santísima Virgen o de otros personajes de la Pasión; o los estandartes o guiones de las cofradías que tantos otros elementos menores que se usan o se llevan en las procesiones. Todo esto debe ser objeto de estudio y de trabajo coordinado y compartido por todas las entidades implicadas.

            La Semana Santa de León se merece un buen museo, atractivo y sugerente, que manifieste, ante cuantos nos visitan a lo largo del año, el alma y el cuerpo, por así decir, de esa realidad plural y compleja que afecta a la fe, la espiritualidad, la cultura y el temperamento de los leoneses de nacimiento o de residencia. Un museo es un escaparate permanente. La privilegiada localización que va a tener el que se proyecta, a dos pasos de la Catedral, junto a la Plaza Mayor y en el entorno de un típico barrio, muy concurrido siempre, facilitará también el deseo de visitarlo.

            Compartiendo la ilusión de los leoneses y teniendo en cuenta que esta realidad ha de ser obra de todos, después de haber puesto a disposición de la idea gran parte del edificio del Seminario Diocesano para la instalación del Museo, hago mío el deseo del presidente del Patronato de la Fundación “Museo Diocesano y de Semana Santa de León” en el acto, ya mencionado, de presentación de la campaña de apoyo y del proyecto: Que nos abran puertas de empresarios, fundaciones, instituciones y particulares... queremos que participen todos, que el eslogan 'museo de todos los leoneses' se cumpla porque la Semana Santa es de todos”.

             Con mi cordial saludo y bendición.

 + Julián, Obispo de León

[1] Publicado en la revista oficial de la Junta Mayor

Diócesis de León - Plaza de Regla, 7 - 24003 León (España)
Telf: 987 21 96 80 - Fax Secret.: 987 26 06 65